oregano
¿Qué Es el Aceite de Orégano?

El aceite de orégano se deriva de las hojas y flores del orégano (Origanum vulgare) una hierba perenne frondosa y robusta de la familia de la menta (Lamiaceae). Es nativa de Europa, aunque crece en muchas áreas alrededor del mundo.

La planta crece hasta 90 centímetros (35 pulgadas) de alto, con hojas verde oscuro que tienen de dos a tres centímetros de largo.

Los antiguos griegos y romanos apreciaban mucho el orégano, ya que le daban muchos usos medicinales. De hecho, su nombre proviene de las palabras griegas “oros” y “ganos”, que son las palabras para montaña y alegría – orégano literalmente significa “alegría de la montaña”.

Fue venerado como un símbolo de la felicidad y era una antigua tradición que los novios en su boda utilizaran una corona con un laurel de orégano.

Existen más de 40 especies de orégano, pero la que más beneficios terapéuticos tiene es el aceite producido del orégano silvestre o Origanum vulgare que es nativo de las regiones mediterráneas.

Sin embargo, debe tener cuidado, ya que muchos de los aceites de oréganos que venden en los supermercados no están hechos de esta variedad y podrían tener muy poco o ningún valor terapéutico.

Debe optar únicamente por el aceite de orégano hecho con Origanum vulgare y Thymus capitatus, una variedad que crece en España.

Para obtener el aceite de orégano, las flores y hojas secas de la planta de orégano silvestre se cultivan cuando el contenido de aceite de la planta está en su punto más alto, para posteriormente destilarlo. El aceite resultante es de color dorado a amarillo oscuro, con un aroma muy picante.

Usos del Aceite de Orégano

Le recomiendo bastante añadir el aceite de orégano a su arsenal de herramientas naturales para curar, ya que tiene una amplia gama de usos. Este aceite herbal es un antimicrobiano muy poderoso que puede ayudar a combatir las infecciones.

El aceite de orégano también tiene propiedades antibacterianas, antivirales y antifúngicas. Otros usos ideales para el aceite de orégano son:

Tratar hongos en las uñas y los pies. Coloque una cucharadita de aceite de orégano en un recipiente con agua y remoje sus pies. También puede diluir el aceite (mezcle una gota con un cucharadita de aceite de oliva o coco) y aplíquelo sobre las uñas o la piel.

Matar parásitos e infecciones. Diluya el aceite (mezcle una gota con una gota de aceite portador como el aceite de coco) y colóquelo debajo de su lengua. Mantenga durante unos cuantos minutos y después enjuague. Repita esto por lo menos cuatro veces al día.

Aliviar infecciones sinusales y resfriados. Coloque unas cuantas gotas de aceite de orégano en una olla con agua hirviendo y después inhale el vapor.

También recomiendo aprovechar los poderes antisépticos de este aceite herbal para limpiar su hogar.

Aquí una forma de hacerlo: combine cuatro gotas de aceite de orégano con 10 gotas de aceite de limón y un cuarto de taza de vinagre blanco y añada la mezcla a una cubeta con agua. Utilice la mezcla para limpiar las superficies.

Fuente: http://articulos.mercola.com/aceites-herbales/aceite-de-oregano.aspx

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *